Nace la empresa Yacana para el sector camélido

Con la nueva empresa se incentivará la producción de camélidos.

Los recursos para desarrollar la nueva entidad pública provienen del Finpro.

El gabinete de ministros aprobó ayer la creación de la empresa pública denominada Yacana, que intervendrá en la cadena productiva de camélidos para su industrialización.

La nueva firma pública tendrá recursos del Fondo para la Revolución Industrial Productiva (Finpro).

“El presente decreto supremo tiene por objeto crear la empresa pública Yacana y autorizar la asignación de capital con recursos provenientes del Finpro”, sostiene la norma.

Asimismo, detalla que la empresa tendrá como principal actividad el aprovisionamiento de materia prima, producción, industrialización y comercialización de productos que son parte de la actividad de cría de camélidos a nivel nacional.

La empresa tendrá como domicilio el departamento de La Paz y podrá instalar sucursales en varios puntos del país.

Los trabajadores de la firma estatal pasarán a depender del régimen laboral vigente.

El decreto también autoriza al Banco de Desarrollo Productivo (BDP) a suscribir un crédito con la empresa Yacana por un valor de Bs 262,9 millones para la implementación y construcción de la Empresa de Transformación de Fibra de Camélidos en Kallutaca, en el municipio Laja de La Paz.

CONTRATACIONES DIRECTAS

La norma promulgada también autoriza que las empresas estatales, como Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), la Empresa Boliviana de Industrialización de Hidrocarburos (EBIH), la Empresa Pública Nacional Textil (Enatex), la Empresa Azucarera San Buenaventura (Easba) y Yacana, podrán realizar contrataciones directas de servicios en el extranjero.

Estas contrataciones se harán cuando el servicios no esté disponible en el mercado local.
Pese a que la producción pesquera en la Amazonia se vio afectada en los últimos meses por el desastre fluvial del río Madera que se desbordó en sus afluentes de Bolivia y Brasil, los pescados amazónicos se constituyen en la alternativa más sana y nutritiva para su consumo masivo en los días de la Semana Santa.

Las principales especies que recomiendan los expertos son el surubí, el sábalo, el pacú y el paiche, ricas en proteínas y otros nutrientes. Estos peces de gran tamaño abundan en la Amazonia boliviana sobre los ríos Chapare en Cochabamba, Ichilo en Santa Cruz, Iténez Mamoré en el Beni, Madre de Dios en el Norte de La Paz y Pando, además del Abuná y Manuripi en las confluencias del Acre pandino.
Una riqueza alimenticia y medicinal

Expertos del Instituto de Investigaciones de la Amazonia Peruana sostienen que especies como el paiche, el pacú, el sábalo y la palometa, entre otros, contienen altas concentraciones de proteínas y nutrientes, así como calcio, potasio, magnesio y fósforo, fundamentales para el normal funcionamiento del cuerpo humano en todas las edades.

Además de todos estos elementos la carne de pescado contiene ácidos grasos Omega 3 y 6, que son un tipo de grasa poli-insaturada, considerados esenciales porque el cuerpo no puede producirlos, y que por lo tanto deben incorporarse a través de los alimentos.

Una alimentación rica en ácidos grasos Omega 3 puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedades crónicas y coronarias, así como accidentes cerebrovasculares y cáncer. También reduce el colesterol LDL o “malo”.

Por ejemplo el paiche contiene 20 gramos de proteína por cada 100 gramos de su carne y asimismo contiene calcio, hierro, vitamina A, vitamina C y sodio; elementos muy importantes para los huesos, para la visión y para evitar el envejecimiento prematuro, además de contener enormes cantidades de los Omegas 3, 6 y 9.
Este gigantesco pez, que puede alcanzar entre tres y cuatro metros de largo y más de 200 kilogramos, vive en toda la Amazonia. Fue introducido a Bolivia migrando desde los ríos peruanos del Madre de Dios en los años 80. 1Archivo

Este gigantesco pez, que puede alcanzar entre tres y cuatro metros de largo y más de 200 kilogramos, vive en toda la Amazonia. Fue introducido a las subcuencas amazónicas de Bolivia migrando desde los ríos peruanos del Madre de Dios en los años 80. | Foto Archivo
La potencia del paiche

El paiche (Arapaima gigas), uno de los peces de agua dulce más grande del mundo, se caracteriza porque su carne es blanca, firme, y algunos asemejan su sabor al pollo. Es conocido con varios nombres: en Brasil y Colombia lo llaman pirarucú, en Bolivia, Ecuador y Perú como paiche y en Guyana arapaima.

Este gigantesco pez, que puede alcanzar entre tres y cuatro metros de largo y más de 200 kilogramos, vive en toda la Amazonia, pero de manera natural no habitaba en las aguas de Bolivia hasta que fue migrado de los ríos amazónicos del Perú.

Riberalta es el principal municipio amazónico de Bolivia donde la producciòn del paiche se ha desarrollado a gran escala, representando el 80 por ciento de los desembarques pesqueros, es decir más de 30 toneladas de pescado por mes que son enviadas en las ciudades de Cochabamba, La Paz y Santa Cruz.

UNA ABUNDANCIA CRECIENTE
Zonas pesqueras activas de producción del paiche en las subcuencas amazónicas de Bolivia.

Zonas pesqueras activas de producción del paiche en las subcuencas amazónicas de Bolivia.
Según el investigador Paul Van Damme del Instituto de Investigaciones Aplicadas de los Recursos del Agua (Faunagua), el paiche es una especie introducida en los afluentes de los ríos Beni y Madre de Dios en la década de los años 80, proveniente de la zona peruana de Puerto Maldonado.
Relatos de los pescadores más antiguos de la ciudad de Riberalta indican que la llegada del Arapaima a Bolivia fue después de 1980. Según el pescador Wilfredo Chipunavi, su embarcación llevó el primer ejemplar deArapaima a la ciudad de Riberalta estimativamente el año 1983.
El ejemplar, que medía alrededor de 1.5 metros y pesaba 22 kilogramos, fue capturado por el lago Murillo, a la altura de la Barraca Venecia, a unos 100 kilómetros de la ciudad de Riberalta. Dos meses después, el mismo pescador capturó un ejemplar de dimensiones similares al primero a la altura de la comunidad San Miguel, sobre el río Madre de Dios, aproximadamente a 70 km de Riberalta.
Debido a que Arapaimaera una especie desconocida en la región, los pobladores locales no consumían la carne; el sabor les parecía desagradable comparado al de las especies nativas. Los pescadores que lograban accidentalmente su captura desechaban la carne o la guardaban en forma de charque (secada con sal y a la luz del sol).
Actualmente es una especie endémica en toda la cuenca de los Madre de Dios y Orthon. En el río Beni, la especie ha alcanzado casi toda la cuenca baja (lagunas y tributarios).
Más al sur de la cuenca Amazónica de Bolivia ha sido observa el año 2008 en la boca de río Negro, afluente del río Beni, aproximadamente 200 km río abajo del pie de monte andino (Rurrenabaque).
En el río Madera su presencia es incierta por debajo de la confluencia de los ríos Mamoré y Beni (no pudo ser comprobada durante las visitas de campo), pero se sospecha que alcanzó el tramo del río Madera entre la desembocadura del río Abuná y la cachuela de Santo Antonio por la facilidad que tuvo para atravesar las cachuelas en Bolivia.
Recientemente se sabe que los pescadores brasileños del estado de Acre capturan la especie en el río Abuná.

La investigación de Van Damme establece que la presencia de este pez gigante en los ríos amazónicos de Bolivia ha contribuido al incremento de la actividad pesquera en Bolivia.

En un informe publicado el año 2011, el experto de Faunagua sostiene que en varias zonas pesqueras de los departamentos de Beni y Pando, la mayor actividad se generaba en aquellos ríos donde abunda el paiche.

“Las localidades visitadas en esta área representaron el 68% de los pescadores presentes, mientras que los puntos visitados en las partes donde no hay paiche representaron sólo el 35% de los pescadores presentes en esta área”, afirma Van Damme.
El potencial pesquero de Bolivia

El recurso pesquero en Bolivia, dice Van Damme, representa una fuente de proteínas e ingresos económicos para miles de habitantes en todas las regiones del país. Recientementem con datos de la FAO para el año 2009, se estimó que la producción pesquera anual en Bolivia es de 6.568 toneladas al año. Según la misma fuente, la cuenca amazónica representa 52% de la producción pesquera nacional, la cuenca del Plata 10% y las cuencas endorreicas 38% (especialmente el lago Titicaca).

El científico estima que “el recurso pesquero en la Amazonia boliviana es sub-explotado y existe potencial para aumentar la producción pesquera a 12.000 toneladas al año aproximadamente. De forma preliminar, el valor comercial actual del recurso pesquero en la Amazonía boliviana fue estimado en $us 7′ 270.000 a nivel productor y en $us 10’100.000 a nivel del primer eslabón comercial”.

Aproximadamente, sólo el 45% del pescado consumido en Bolivia proviene de producción nacional, mientras que el volumen restante es producto de importaciones, principalmente de sábalo (Argentina), enlatados (Canadá, Perú, Ecuador), pescado marino congelado (Perú, Chile, Ecuador) y trucha peruana.

En la Amazonia boliviana— sostiene Van Damme— “la pesca comercial se constituye en un sector productivo que recibe muy poca atención del aparato estatal así como por las agencias de cooperación. Esta situación contrasta con la importante contribución que brinda este sector a la se guridad alimentaria en zonas rurales, al empleo y, por ende, a la economía, tanto a nivel familiar, local y regional. Además, gran parte del pescado consumido en las ciudades grandes (Santa Cruz, Cochabamba, La Paz) proviene de lagunas y ríos amazónicos”

Abigeato Roban 109 reses en zona de Guarayos

Delincuentes robaron 109 cabezas de la propiedad Icarupri Bae, ubicada a 60 km de Ascensión de Guarayos.

Los propietarios indicaron que por el robo sufrieron una pérdida económica de $us 70 mil.

La Federación de Ganaderos de Santa Cruz (Fegasacruz) planteó al Gobierno la creación de una ley contra el abigeato, que de forma anual genera pérdidas por $us 2,5 millones al sector.

Mariluz Áñez, dueña de la propiedad afectada, denunció que la semana pasada su ganado fue embarcado en dos camiones con rumbo desconocido.

Añadió que 28 cabezas de este ganado, fueron rematados en la empresa FERCOGAN SRL, quienes adujeron que estos animales fueron entregados con esta guía de procedencia.

Las investigaciones señalan que los autores del delito falsificaron la documentación gracias a un exempleado de Senasag.

Sucre empieza a producir 50.000 pescados por año

Sucre producirá 50.000 pescados al año, resultado de un centro experimental impulsado por piscicultores del Distrito 7 y el Gobierno Municipal, a través de su Dirección de Desarrollo Agropecuario.
El proyecto piscícola está en ejecución desde el año 2013, en la comunidad denominada Chaco, donde se instalaron 20 granjas piscícolas a cargo de 12 familias, quienes previamente recibieron capacitación de parte de los técnicos de la Alcaldía.
El director municipal de Desarrollo Agropecuario, Boris Romero, informó que en este primer módulo se invirtieron Bs 120 mil en capacitación y asistencia técnica, materiales de construcción, alevinos (crías de peces) y alimento balanceado.
Según Romero, este año se prevé producir 50.000 peces tropicales, entre sábalos, bagres, tilapias, carpas y pacús. Para el 2015, el objetivo es alcanzar las 200 mil unidades de pescado.
La crianza de pescados se extenderá por al menos 15 comunidades de los distritos 6, 7 y 8 de Sucre durante esta gestión, para lo cual se cuenta con un presupuesto de Bs 5 millones.
Por su parte, el director municipal de Desarrollo Productivo, Leonardo Ávalos, afirmó que hace poco también se sembró 5.000 alevinos de pez carpa en la comunidad Tumpeka, del Distrito 8, y anunció que dentro de un mes se extenderá la crianza a la comunidad Guzmán, que está en la ribera del río Cachimayu.
La Municipalidad está convencida que la actividad es rentable, por lo que espera que los productores, con este apoyo recibido, puedan autosostenerla por 50 años.
El Distrito 7 de Sucre actualmente se caracteriza por la producción avícola, lechera, agrícola, frutícola y la crianza de ganado caprino.

Anuncian primeras ventas en Sucre

Unos 3.000 pescados llegarán a Sucre para los días de Semana Santa a partir de este viernes, desde el Centro Experimental Piscícola que impulsa el Gobierno Municipal.
Así lo aseguró ayer el director de Desarrollo Agropecuario, Boris Romero, quien explicó que la venta se realizará en el Mercado Central, aunque el precio todavía está en definición.
A partir de esta experiencia de comercialización, se conformarán mesas de trabajo para garantizar la provisión del producto a los distintos centros de abasto de Sucre.

Beneficiarias

140 familias se podrían beneficiar este año con el proyecto piloto de crianza de peces en Sucre.

La cría de ganado de alta genética es un negocio de largo plazo, que puede generar grandes réditos. En Bolivia existen cebuinos, sobre todo matrices (hembras), que pueden costar hasta $us 120.000. Ese es el valor que obtuvo una matriz élite de la Hacienda Sausalito en un remate que realizó en septiembre del año pasado.
Osvaldo Monasterio Rek, propietario de la Cabaña Sausalito, confirmó que en un remate de la Expocruz 2013 comercializaron en $us 60.000 el 50% de una matriz (hembra) de nombre Ediva TE Sausalito. La hacienda vendió la mitad del animal para ser socio del comprador y así quedarse con la genética que logró desarrollar.
Monasterio expresó que han desarrollado un trabajo de genética de 50 años y que tienen el apoyo de técnicos brasileños, entre ellos a Arnaldo Manuel de Souza Machado, de la Asociación Brasileña de Criadores de Cebú.
Sausalito cuenta con un hato de 1.500 vacas puras. “Un animal se valora más que todo por los resultados en pista”, explica.
Pero ¿cuáles son más valorados: los reproductores (machos) o las matrices? Luis Fernando Saavedra Bruno, propietario de la Hacienda Nelorí, cabaña con 28 años de vida, indica que para los trabajos de alta genética son muy valoradas las matrices. “Hoy con las nuevas técnicas de fecundación in vitro se multiplica ese material genético rápidamente y se optimiza su utilización. Pero para la ganadería comercial los más apetecidos son los reproductores”, sostiene.
El costo de las matrices depende de la calidad. “En los remates pueden haber matrices superiores a los $us 50.000 de una genética altísima. Pero también hay matrices que valen $us 1.200”, explica Saavedra y agrega que los reproductores comerciales se venden entre $us 1.200 y 1.500 con Diferencia Esperada de Progenie (DEP) positiva.
Rómer Osuna, presidente de la Asociación Boliviana de Criadores de Cebú (Asocebú), señaló que pesa mucho la parte genética a la hora de valorizar a un animal. “También influye la trayectoria que tiene en la pista, los premios que ha conseguido y, sobre todo, la ascendencia de la familia; es decir, de dónde proviene ese animal”, explica.
Indicó que cada cabaña maneja sus precios en base a la oferta y la demanda que se dan en un remate, pero que el objetivo es que esta genética pueda trascender y democratizarse en la ganadería comercial

La cifra

3.600
Matrices tiene la Hacienda Nelorí, considerada como el hato más grande y puro gracias a la fecundación in vitro y de embriones.
“El Ministerio de Desarrollo Rural invertirá 88 millones de bolivianos para el sector piscícola entre el 2014 y 2015 con el objetivo de aumentar la producción y recuperar especies en extinción”, dijo ayer a los periodistas el viceministro de Desarrollo Rural, Víctor Hugo Vásquez.

La inversión será destinada a la infraestructura productiva, como la construcción de piscinas para la crianza de peces, en ríos del altiplano, amazonia y de la Plata. Del total, 60 millones de bolivianos se invertirán en la gestión y el resto será destinado para el próximo año.

“Pedimos que los pesqueros tomen conciencia y respeten los márgenes de veda (prohibición) para fortalecer y evitar que estas especies desaparezcan, además de evitar la contaminación de lagos”, sostuvo.

Sin embargo se tiene previsto firmar convenios con las universidades indígenas: universidades Quechua del Chapare de Cochabamba, Aymara de La Paz y Guaraní de la región Guaraní para recuperar especies como el Jarachi, Ispi, Karachi, Pejerrey y Mauri entre otros, que se encuentran en etapa de extinción, que sigue la pesca de manera indiscriminada, especialmente en los lagos del país e incluso en tiempo de veda, los propio ocurre con la especie del ispi que no es respetan los tiempos de reproducción.

La autoridad adelantó que procrearán alevines (crías de peces) y luego ser repartidos en las comunidades y asociaciones que se dedican a la producción de peces. Además de proveer de maquinaria e infraestructura e incluso el preparado de alimentos balanceados para los peces que extinción y aumentar los de mayor consumo en el mercado.

REGISTRO DE PRODUCTORES

Por su lado, la directora de la unidad de Pesca y Agricultura del Ministerio de Desarrollo Rural, Carmen Monasterio, anunció que a finales de abril, se realizará un registro de productores pesqueros en todo el país, con la finalidad de conocer la cantidad de producción de pescado y que sectores se dedican a la producción.

“El registro apunta a consolidar y saber cuánto producimos y qué especies se produce. Entonces vamos a compatibilizar cuántos pescadores tenemos y vamos a difundir las cualidades nutritivas de estos dirigida a la población, Además que cuando se hable de pescado sepan que son una alternativa alimentaria”, dijo.

Los últimos datos, que el consumo de carne de pescado es de 1,8 kilos anuales por persona a comparación índices de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que es de 16 kilos año, al cual se pretende llegar.

“Queremos tener una centralización de datos de cuántos productores pesqueros existen en el país y saber quiénes y cuánta producción real existe en el país”, indicó.

La autoridad puntualizó que desde el próximo 21 de abril, comenzará el registro en el departamento del Beni, además de una reunión con los pesqueros, que de manera oficial la producción pesquera nacional es de 12.500 toneladas anuales y el consumo per cápita es solo de 1,8 kilos.
Histórico, es el récord logrado por “Emperadora”, vaca lechera de la raza Gyr, en el concurso de producción de leche que se realizó en el marco de la feria agropecuaria, Agropecruz.

El animal, de propiedad de la cabaña Esterlina, produjo 33,5 kilos de leche y superó la cifra de 23 kilos logrado en la versión 2013 del evento, que se realiza en las instalaciones de Fexpocruz.

“Estamos muy contentos porque el año pasado ganamos con Furia, que dio 23 kilos, logramos 10 kilos por encima es un récord histórico, una muestra del mejoramiento genético que hacemos”, señaló Andrés Nacif, propietario de cabaña Esterlina.

Balance de la feria. Rómer Osuna, presidente de la Asociación de Criadores de Cebú de Bolivia (Asocebú), señaló que en este evento participaron 38 cabañas (10 más que 2013) especializada en la mejora genética del ganado cebú, que trajeron a la pista de juzgamiento a 550 animales (100 más que en la anterior gestión).Además, el empresario detalló que se realizaron tres remates, a cargo de las cabañas de Las Madres, Nelori y El Trebol, que ofertaron matrices y reproductores, para la ganadería comercial.

En el marco de esa feria, se realizó un simposio internacional sobre ganadería comercial, que tuvo expositores extranjeros.

Movimiento. Víctor Hugo Suárez, gerente comercial de Fexpocruz, señaló que el evento generó en movimiento económico de 1,3 millones de dólares. En total participaron 215 empresas entre firmas comerciales y empresas ligadas el sector agropecuario.

El sector comercial realizó negocios por 700.000 dólares y los remates movieron cerca de 500 mil dólares, en los días de feria.

Ganadería
Premiaron a los grandes campeones de la raza Nelore

Resultados. Según datos de Asocebú, la gran campeona de la raza Nelore fue Iblin de cabaña Sausalito, la reservada gran campeona fue Lenisei, perteneciente a la misma empresa. Por otro lado, los grandes ganadores de esta raza fueron Indu, de la cabaña Sausalito y Octavio del establecimiento Bogotá.
top